¿Por qué son las vitaminas importantes para su cuerpo?

Escrito por farmacias45 25-01-2018 en medicina. Comentarios (0)

Las vitaminas no proporcionan energía, como los carbohidratos, proteínas y grasas, pero son compuestos esenciales que ayudan al cuerpo a crecer y funcionar óptimamente. Trece vitaminas esenciales ayudan a aumentar su inmunidad, fortalecer sus huesos, curar heridas, reforzar su vista y ayudarle a obtener energía de los alimentos - entre otras múltiples funciones. Sin una ingesta adecuada de vitaminas, usted puede sentirse letárgico, ser vulnerable a la infección y desarrollar otras complicaciones graves que pueden poner en peligro su salud y su vida, aunque muchas veces por ejemplo : a los deportistas lo mandan a tomar algo mas concentrado como progen para evitar o mejorar lesiones.

Tipos de vitaminas

Las vitaminas se clasifican como grasas-solubles o solubles en agua, refiriéndose al lugar donde se almacenan en el cuerpo. Las vitaminas liposolubles incluyen A, D, E y K y se almacenan hasta seis meses en sus diversos depósitos de grasa. Las vitaminas solubles en agua circulan a través de la sangre e incluyen las vitaminas B -- a saber, B-6, B-12, riboflavina, tiamina, niacina, ácido pantoténico, biotina y folato -- y vitamina C. Su cuerpo no almacena vitaminas solubles en agua, por lo que usted debe reponerlas regularmente.

Funciones básicas

Cada una de las 13 vitaminas tiene una función específica, pero también trabajan juntas para facilitar una salud óptima. La vitamina A apoya la vista sana, la función inmune, la piel, los huesos y los dientes. Usted necesita vitamina C para apoyar la absorción del hierro mineral y también para proporcionar protección inmunológica y estimular el desarrollo de tejidos sanos. La vitamina D, junto con el calcio mineral, estimula la salud ósea así como un sólido sistema de defensa corporal. La vitamina E facilita el uso de su cuerpo de la vitamina K, que ayuda en la coagulación de la sangre y la salud ósea, así como promueve la formación de los glóbulos rojos esenciales. Las ocho vitaminas B apoyan un metabolismo saludable, la función cerebral, la producción de hormonas, las operaciones cardíacas regulares, el funcionamiento del sistema nervioso central y las funciones celulares.

Deficiencias vitamínicas

El consumo inadecuado de vitaminas pone en riesgo su salud, ya que usted será más vulnerable a las enfermedades del corazón, el cáncer y la osteoporosis. Una deficiencia en las vitaminas B puede causar daño nervioso permanente y anemia. Consiga muy poca vitamina C y su cuerpo no puede producir colágeno, el tejido primario del cuerpo. En casos severos de deficiencia de vitamina C, las personas desarrollan escorbuto, caracterizado por dolor muscular y articular, fatiga, encías esponjosas e hinchadas y manchas rojas en la piel. La deficiencia de vitamina D causa raquitismo en los niños, que se manifiesta como dolor óseo, deformaciones y crecimiento deficiente y puede contribuir a una mala salud ósea en los adultos, así como presión arterial alta, algunos cánceres y enfermedades autoinmunes.

Consiguiendo Suficiente

Una dieta rica en una variedad de verduras frescas, frutas, lácteos fortificados, granos integrales, frijoles secos y lentejas, carne magra y pescado le ayuda a obtener todas las vitaminas que necesita. Los alimentos enteros, más que un suplemento, proporcionan una sinergia óptima de los compuestos que su cuerpo absorbe y utiliza. Si no está seguro si está tomando una cantidad adecuada de vitaminas, consulte con su médico. La sobredosis de vitaminas a través de suplementos puede ser peligrosa.